miércoles, 28 de julio de 2010

Siete municipios están en alerta máxima por riesgo de incendios


En Carnota, Mazaricos, Muros, Outes, Lousame, Noia y Porto do Son
deben extremarse las precauciones
El elevado calor y las fuertes rachas de viento provocaron que se llegase al nivel de peligro extremo

La totalidad del territorio de Carnota, Mazaricos, Muros y Outes, así como la franja oriental de los municipios de Lousame, Noia y Porto do Son, se encuentran desde principios de semana en situación de riesgo extremo de sufrir incendios forestales. Las comarcas de Barbanza, Muros y Noia se suman así a amplias zonas del interior de la provincia de Lugo, al área oeste de Ourense y a distintos municipios del límite de Pontevedra con la frontera portuguesa y del litoral norte coruñés donde se deben extremar las precauciones para evitar fuego en el monte.

La Consellería do Medio Rural señala que para el establecimiento del índice de riesgo diario de incendio (IRDI) se tienen en cuenta la conjunción de factores como el estado de la biomasa forestal, la situación de las infraestructuras preventivas de las masas arbóreas, el estado del suelo o la situación meteorológica. Por ello, las altas temperaturas que se vienen registrando la última semana y las intensas rachas de viento que afectan a algunas zonas provocan que se supere el 80% de riesgo estimado de incendio o, lo que es lo mismo, que se pase al nivel de peligro extremo.

El operativo contraincendios de la Xunta rebaja esta amenaza a la categoría de muy alta en Rianxo y de alta en el territorio de Ribeira, A Pobra y Boiro.

El plan de prevención y defensa contra incendios forestales de Galicia (Pladiga), publicado a principios del pasado mes de junio, proponía la catalogación de zonas de alto riesgo de incendios forestales para los once municipios de Barbanza, Muros y Noia, lo que suponía un control más estricto del territorio para evitar el comienzo de los fuegos.

En este sentido, el Pladiga 2010 establecía en la comarca cinco puntos de vigilancia fijos (Lousame, Muros, Outes, Porto do Son y Ribeira) para controlar más de 70.000 hectáreas de terreno, entre montes comunales y privados. Se hace especial hincapié en el control de aquellas parroquias en las que se hubiera registrado una media anual superior a los veinte fuegos entre el 15 de febrero y el 15 de abril, o superior a los 30 entre el 1 de julio y el 30 de septiembre del año pasado

Guia Practica sobre Certificación Forestal


Con esta guía se pretende ofrecer una herramienta para ayudar a propietarios y gestores que quieran implantar la certificación FSC en sus montes, o que simplemente quieran conocer más acerca de la gestión forestal responsable y de la certificación.

No se trata de un documento técnico, sino de una descripción general de los requisitos para conseguir la certificación. Es una herramienta que puede ayudar al propietario o gestor, aunque en última instancia siempre habrá que aplicar los Estándares Nacionales de Gestión Forestal para la Certificación FSC

martes, 27 de julio de 2010

Portugal, lucha a brazo partido contra los incendios descontrolados


Portugal, con temperaturas superiores a los 40 grados, atizó los más de 15 incendios descontrolados que se produjeron en el norte del país, donde un fuego amenazó casas de las afueras de Oporto


La ola de calor que sufre Portugal, con temperaturas superiores a los 40 grados, atizó los más de 15 incendios descontrolados que se produjeron sobre todo en el norte del país, donde un fuego amenazó casas de las afueras de Oporto. Cientos de bomberos con decenas de vehículos y apoyo aéreo se enfrentaron a las llamas y tuvieron que cortar la autopista IP5 en Viseu, donde por la tarde había un total de seis fuegos, uno de ellos con dos frentes activos pese a que lo combaten 200 bomberos. El norte portugués, que cada año sufre la devastación del fuego durante el periodo estival, se ha convertido otra vez desde primeros de julio en el peor escenario de los incendios por culpa de un calor por encima de las temperaturas habituales del país atlántico.

Las autoridades tienen en alerta amarilla, el segundo mayor nivel de riesgo de fuego, a todo el territorio continental de Portugal donde viven 10 millones de personas. Los más graves incendios de hoy se registraron en Gondomar, Castelo de Paiva, Caminha, Paredes, Alcácer do Sal, Lousa, Grandola, Sever do Vouga, Baiao y Vila Verde. En Oporto se declaró un incendio en una zona de matorral que llegó a afectar a alguna casa deshabitada del área de Fontainhas antes de que lo controlaran los bomberos sin que se registraran víctimas.

Fuente: http://www.agroinformacion.com/

Ence certifica que el pasado año logró reducir un 35% las emisiones de CO2



Una auditoría externa señala que la planta de Lourizán
mejora en un 32% la calidad del agua depurada


La planta de Ence en Pontevedra camina hacia la sostenibilidad año a año después de superar la auditoría que vigila su compromiso con el entorno. En la presentación del balance medioambiental del 2009, el director de la fábrica, José Antonio Camblor, y el responsable de Medio Ambiente, Felipe González-Río, señalaron que a lo largo del pasado año la planta ha logrado reducir las emisiones de dióxido de carbono en un 35% al emitir 85.292 toneladas de CO2.

Los derechos asignados por el Ministerio de Medio Ambiente para esta planta son de 129.000 toneladas. «Estas asignaciones vienen derivadas del protocolo de Kioto y la intención de cada país de reducir las emisiones», explicó González-Río, quien recordó que todos los datos de la planta son correctos, pese a las continuas críticas que recibe Ence sobre la contaminación. Asimismo, los valores de las partículas NOx y SO2 se han situado por debajo de los límites legales en todos los focos de emisión, que les permite continuar con un proyecto para seguir reduciendo el mal olor.

Pero si de algo se mostró ayer satisfecho el equipo directivo de la planta fue de la mejora en la calidad del agua. Según los resultados de la auditoría externa, la planta mantiene su certificación de gestión medioambiental y se mantiene por undécimo año en el registro EMAS (normativa europea que controla la gestión ambiental).

«Hemos mejorado un 32% los valores de referencia europeos en la calidad del agua depurada», indica González-Río, quien asegura que la capacidad de biodegradación de la materia orgánica (DQO) de su efluente líquido los sitúa como uno de los de mayor calidad en Europa. Camblor indicó que «se ha completado prácticamente en su totalidad, siendo el logro más relevante el mantenimiento de la mejora sustancial de la calidad del efluente líquido, alcanzándose valores inferiores al previsto de forma consistente».

Evitar el mal olor

El jefe de Medio Ambiente señaló que «mediante las acciones derivadas del los grupos de mejora -en los que participa todo el personal de la fábrica- se han reducido los consumos de oxígeno y de agua oxigenada en un 25% y 9,7%». Estos dos componentes se utilizan para devolver a la celulosa su color blanco.

En un contexto medioambiental como fue la presentación del balance anual, tanto el director de la fábrica como el jefe de Medio Ambiente rechazaron pronunciarse sobre la polémica que ha suscitado desde mayo el hecho de que la consellería de Industria haya preseleccionado a Ence para la adjudicación de una planta de biomasa. Camblor y González-Río recalcaron que «hoy (por ayer) no era día para eso».

Fuente: http://www.lavozdegalicia.es/

lunes, 19 de julio de 2010

La plantilla de Celulosas califica de «necesaria» la nueva planta de biomasa

Los representantes de los trabajadores recibieron de Teucro
la propuesta de reubicar la pastera en Curro



El comité de empresa de Ence ha roto su silencio para calificar, de forma conjunta, como «necesaria» la posibilidad de que la Consellería de Industria adjudique una planta de biomasa a la pastera. Los representantes de la plantilla recurren a la generación de empleo como argumento para defender su construcción.

El hecho de que esta concesión pueda suponer la consolidación de Ence en la ría de Pontevedra más allá del 2018 levantó ríos de tinta entre todos los grupos políticos hasta que el pasado 8 de junio el Parlamento aprobó por unanimidad una proposición no de ley del PSOE para que la Xunta impida la autorización de una planta de biomasa en Lourizán. Según nacionalistas y socialistas, este proyecto pondría en bandeja la continuidad de Ence en la ría de Pontevedra.

Desde el comité de empresa -formado por CIG, FIA-UGT, CC.OO. y CSIF- aseguran que una caldera de biomasa es una instalación ecológica y sostenible, que ayuda de forma muy notoria a la prevención de los incendios en el monte gallego. El presidente del comité de empresa, Miguel Graña, explica que «fai falta para absorber a corteza de eucaliptos». La caldera, de 10 megavatios, generaría en torno a los 20 empleos y produciría energía para vender a la red eléctrica.

Defensa de empleos

Los representantes de los trabajadores reclaman la atención de los políticos, sindicatos, asociaciones vecinales y ecologistas para que se «nos tenga en cuenta». Culpan a los agentes económicos y sociales de la ciudad de no preocuparse por la situación de los más de 350 trabajadores de la planta de Lourizán. «En una situación de crisis en la que actualmente nos encontramos nadie quiere que jueguen con su puesto de trabajo y mucho menos que lo usen como arma política», recoge en un comunicado el comité de empresa, quienes consideran «acertada» la propuesta de la Federación Teucro de trasladar el complejo industrial a una zona de 400.000 metros cuadrados detrás de la ITV de Barro. «A idea nos parece ben, xa que está preto de Pontevedra, pero se non tes detrás alguén que a empuxe, non vale», señala Graña, al hilo de la propuesta que los vecinos plantaeron al comité y que ahora pretenden llevar a la dirección de la empresa.

Fuente: http://www.lavozdegalicia.es/

La burocracia retrasa hasta 2012 las sociedades que impulsa la Xunta para hacer del monte un negocio

Medio Rural calcula que la preinscripción en el registro autonómico se prolongará un año y acondicionar las parcelas, otros doce meses

Dos personas trabajan en la tala de pinos en una finca forestal en la comarca de Ferrolterra.

La Xunta quiere cambiar el monte gallego y convertirlo en una fábrica de productos forestales. Para ello ha puesto en marcha una nueva figura que permita acabar con el minifundismo endémico de la comunidad: la Sociedad de Fomento Forestal (Sofor), que favorezca no sólo la unión de parcelas de monte en varios manos en una única explotación, sino también la entrada en ella de capital privado. Los planes fueron presentados el pasado día 5, pero el proceso va para largo. La primera Sofor no se creará en la comunidad antes de dos años, en el tramo final de la actual legislatura.

La Consellería de Medio Rural prevé que tan solo el proceso de preinscripción en el registro de las Sofor se prolongue al menos durante un año a partir de este otoño, cuando estima que se publique el decreto que las regula. Otro tanto será necesario para realizar los trámites administrativos para aglutinar las propiedades y acondicionar las parcelas.

"Existe una falta de ligazón entre los propietarios y sus parcelas, alguno no sabe ni dónde están; otros las tienen como banco de ahorro y tampoco les prestan atención; este modelo no vale", indica el director xeral de Montes, Tomás Fernández–Couto.

A este problema se une la obligación de acondicionar las fincas con infraestructuras comunes: cortafuegos, pistas para facilitar los accesos, puntos de agua y cargadores de madera. Medio Rural prevé ayudas de hasta el 70% del coste de habilitar estas "infraestructuras mínimas", que pueden oscilar entre los 100.000 y los 150.000 euros en función de las características de cada monte, y que son imprescindibles para convertir las parcelas en auténticas "explotaciones forestales". En el caso de los costes administrativos la Xunta podrá cubrir hasta el 100%.

Pero no se trata solo de aglutinar los 1,3 millones de hectáreas de parcelas particulares que existen en el monte gallego, sino de lograr que "ofrezcan una rentabilidad anual", indica Fernández–Couto. "Será una explotación constante", añade.

Reducirá incendios

Otorgar valor al monte, además, reducirá el riesgo de incendios. "Cuanto más gestionada está la propiedad menos fuegos se producen. Cuanto más intereses existen en las parcelas más dificultades tienen los incendiarios", sostiene el director xeral de Montes. Las Sofor sustituirán a las Unidades de Xestión Forestal (Uxfor) puestas en marcha por el bipartito, que supusieron un fracaso: hasta la fecha no se ha creado ninguna, según la Xunta. Las diferencias radican en que éstas eran "entes administrativos que no podían vender madera u otros productos forestales" mientras las segundas operarán como sociedades mercantiles. En ellas podrán invertir socios privados hasta el 49% del capital social, aunque nunca podrán ser propietarios del monte.

Las Sofor pretenden aglutinar las parcelas de los diferentes propietarios de un mismo monte para gestionar una única propiedad de forma conjunta durante un mínimo de 25 años, sin que ningún propietario tenga más del 33% de la superficie total.

Estas sociedades, sin embargo, introducen una novedad clave respecto a las Uxfor, que obligaba a los propietarios a integrarse en ella si el 50% de los dueños de las superficies contiguas estaban de acuerdo. "Los estatutos de la Sofor contemplarán una compensación para quienes no quieran integrarse", explica Fernández–Couto. A ellos se les ofrecerá un terreno equivalente en suelo y vuelo (arbolado) en las lindes de la propiedad. En caso de que se sigan negando, "existe la propiedad de la expropiación como en la ley de concentración parcelaria", reconoce el director xeral de Montes

Fuente: http://www.farodevigo.es/

viernes, 16 de julio de 2010

El PP revela que la Xunta ampliará la protección de la Xunqueira de Alba


El grupo municipal ha estado negociando la incidencia local del Plan de Ordenación do Litoral

Los humedales del entorno del río Rons, que forman la Xunqueira de Alba en su desembocadura, gozarán de mayor protección. La Xunta elevará su calificación medioambiental en el Plan de Ordenación do Litoral (POL), para que dispongan de una figura más restrictiva de la que establece el actual Plan General de Urbanismo.

El Partido Popular de Pontevedra ha estado negociando con la Xunta esta figura, al igual que ha pactado una protección medioambiental y paisajística para toda la ensenada de Lourizán, una vez que Ence abandone el complejo industrial que ahora ocupa allí. Los populares abogan por dedicar la zona tras la caducidad de la concesión de Ence a un complejo con piscinas de agua salda, un carril bici y otra serie de actuaciones blandas.

Según explicó ayer Ricardo Aguilar, edil del PP, su grupo municipal tomó la iniciativa de asesorar a los técnicos de la Xunta ante la «cerrazón» y la «política de confrontación» por la que optó el Concello de Pontevedra en lo referente al POL.

«Demóstrase, ademáis -explica Telmo Martín, portavoz del PP local-, que o POL nunca afectou a ningún chan urbano». El Ayuntamiento se opuso rotundamente de inicio al documento que elabora la Xunta para fijar los usos urbanísticos en la franja litoral y riberas de los ríos. Desde el gobierno local sostienen que el POL afectaría a más de mil viviendas y medio centenar de naves industriales.

El Partido Popular, sin embargo, tras los contactos con la Consellería de Medio Ambiente, Territorio e Infraestructuras, negó rotundamente este extremo. Telmo Martín, aclaró que la protección del POL puede ser, en todo caso, ampliada por el Concello en el Plan General que actualmente está en tramitación.

Fuente: http://www.lavozdegalicia.es/

martes, 13 de julio de 2010

O Monte Aloia, primeiro Parque Natural de Galicia, celebra hoxe 75 anos como Sitio Natural de Interese Nacional






  • Os actos conmemorativos estiveron presididos polo director xeral de Conservación da Natureza, Ricardo García-Borregón, entre outras autoridades


  • O Parque conta cun Centro de Interpretación da Natureza, a “Casa Forestal Enxeñeiro Areses”, no que se expoñen desde hoxe diferentes fotografías sobre o pasado e o presente deste espazo natural


O director xeral de Conservación da Natureza da Consellería do Medio Rural, Ricardo García-Borregón, presidiu esta mañá os actos conmemorativos do 75º Aniversario da declaración do Monte Aloia, primeiro parque natural de Galicia, como Sitio Natural de Interese Nacional. Na recepción oficial, que tivo lugar na “Casa Forestal Enxeñeiro Areses”, no propio parque, tamén estiveron presentes outras autoridades, entre elas o alcalde de Tui, Antonio Fernández, e o presidente de Honra de EUROPARC-España, Antonio López Lillo.

Na súa intervención neste acto, Ricardo García-Borregón, tras facer un breve percorrido pola historia deste parque natural, subliñou os obxectivos principais que a Xunta de Galicia, a través da Dirección Xeral de Conservación da Natureza asume en materia de conservación da biodiversidade, uso público, educación ambiental e desenvolvemento sostible en espazos naturais protexidos como o Monte Aloia. Ademais, destacou a importancia deste parque en particular na conservación da biodiversidade do Baixo Miño e polo beneficio social e económico que supón para a poboación que se asenta no seu contorno.

Centro de Interpretación

O Monte Aloia conta cun bo equipamento turístico, con sinalizacións e carteis explicativos, aparcadoiros, camiños en boas condicións, unha zona de acampada, fontes de auga potable, mesas e outros elementos que facilitan a estancia e o percorrido dos visitantes.

Ademais, dispón dun Centro de Interpretación da Natureza, a “Casa Forestal Enxeñeiro Areses”, que acolle desde hoxe unha exposición fotográfica baixo o título “Monte Aloia: 75 anos de protección”, con imaxes retrospectivas do parque dos anos vinte e trinta e da actualidade. Neste edificio consérvanse tamén varios obxectos persoais do enxeñeiro de montes Rafael Areses e ofrece ademais toda a información necesaria para realizar diferentes rutas adaptadas as condicións de cada visitante.

Situación

Encravado no concello de Tui, no suroeste da provincia de Pontevedra, o Monte Aloia foi declarado Sitio Natural de Interés Nacional en 1935 nunha superficie de 200 hectáreas, protección que se ampliaría máis tarde coa declaración de Parque Natural o 4 de decembro de 1978, converténdose deste xeito no primeiro espazo con esta categoría de protección en Galicia. Ademais, tamén está catalogado como Zona de Especial Protección dos Valores Naturais (ZEPVN) e como Lugar de importancia Comunitaria (LIC).
Actualmente este parque conta con máis de 746 hectáreas. Atópase no extremo sur da serra do Galiñeiro e ten cotas comprendidas entre os 80 e os 631 metros de altitude. Pertencente á rexión eurosiberiana, presenta unha temperatura media anual de 14 ºC, cunha amplitude térmica moderada de 7,5 a 20,2 ºC. A pesar de sufrir un período de seca estival, o Monte Aloia rexistra unha media anual de precipitacións de 1.930 mm.

Este espazo ofrece ademais unhas fermosas vistas aos vales do Baixo Miño e do Louro. Os restos arqueolóxicos e etnográficos, como a muralla de pedra que contorna o cumio de San Xiao, ou os petroglifos, mámoas, e muíños nos ríos Tripes e Deique, confírenlle un valor engadido, así coma os miradoiros e a rede de camiños, que permiten ao viaxeiro descubrir comodamente cada currunhco deste parque natural.

Flora

No parque predominan as áreas arboradas, mentres que a superficie restante ocúpana matogueiras, rochedos e prados. No ano 1910 iniciouse a repoboación forestal a grande escala con diferentes especies de piñeiros e con outras exóticas, o que deu lugar a un arboredo de grande interese.

Existe, ademais, unha “senda botánica” que amosa ao visitante os elementos forestais máis destacables do Baixo Miño en xeral e do Monte Aloia en particular. Entre estas especies introducidas cóntanse, como máis importantes, o piñeiro bravo, a mimosa e o eucalipto branco, sen esquecerse dos acivros, castiñeiros, abruñeiros, espiños albares, sobreiras e pereiras bravas. Outras especies menos abundantes, pero ben representadas, son a acacia negra, o ciprés de Lawson, o abeto de Douglas, os piñeiros albar e insigne e o cedro xaponés.

Fauna

No Monte Aloia destaca, sobre todo, a fauna de vertebrados, polo predominio de plantacións forestais e outros ambientes con forte influencia antrópica. O parque alberga algúns elementos realmente destacables, principalmente no que atinxe a réptiles e anfibios.

A fauna de anfibios é de grande interese pola súa diversidade e abundancia, e confírelle particular relevancia ao parque natural. Na zona están citadas 11 das 14 especies coñecidas en Galicia, destacando os urodelos, que manteñen poboacións destacables de píntega e tritóns, estando tamén presentes dous endemismos ibéricos noroccidentais ameazados, a píntega rabilonga e a ra patilonga. Entre os réptiles cabe citar a presenza de endemismos ibéricos, coma o lagarto das silveiras, a víbora de Seoane e a lagarta galega.

A avifauna forestal está tamén ben representada. Cabe sinalar o ferreiriño cristado, petos finxílidos e gaio, así como as concentracións invernais de tordos e ubalos. Cómpre tamén sinalar a presenza frecuente do azor e a menos común do miñato abelleiro, o merlo azul e o cruzabico.

Fonte: http://mediorural.xunta.es/

"No es tanto el instrumento como el resultado" (Entrevista Juan Picos)

La Asociación Galega Monte Industria es la más próxima, en la cadena comercial, al monte y sus propietarios. Ya tienen a sus espaldas algunas experiencias de agrupamientos y dice que "no importa tanto el instrumento como el resultado". Los agrupamientos reducen los costes del aprovechamiento "a la mitad y aumentan los beneficios para el propietario".

El director-gerente de la asociación, Juan Picos, reclama facilidades fiscales para allanar el camino a sociedades ya de por si complicadas: "Uno de los problemas que nos encontramos es que la inversión forestal tiene gran inseguridad jurídica: nadie garantiza que pueda recoger los frutos de lo que planto". Picos asegura que la "legislación es tan compleja que es arriesgado invertir en el monte, los estamentos tienen que facilitar ese labor".

El director coincide con Francisco Dans en que el dinero para que triunfen las nuevas sociedades no depende tanto de la industria como de despertar el interés de los propietarios, ya que su "supervivencia pasa porque podamos superar los problemas estructurales". Mientras, la industria se encuentra ya con un problema de abastecimiento, incluso, produciendo menos que hace unos años. "Los recursos forestales disminuyeron en Galicia. Si vamos a los datos, veremos que no son tan ilimitados como pensamos".

Fuente: http://www.elpais.com/

martes, 6 de julio de 2010

A Xunta presenta as Sociedades de Fomento Forestal (SOFOR) para facer posible unha xestión eficiente e rendible do monte


Esta nova figura societaria, baseada no dereito privado, foi explicada hoxe ao sector forestal polo conselleiro do Medio Rural e o director xeral de Montes

Este instrumento nace para fomentar a creación de agrupacións de propietarios e para posibilitar o seu acceso a fórmulas societarias voluntarias que permitan acadar a viabilidade económica de xeito sostible

A Xunta ven de presentar unha figura societaria, baseada no dereito privado, orientada á ordenación forestal a partir dun modelo de xestión conxunta e sostible que posibilite a posta en valor do monte. Trátase das Sociedades de Fomento Forestal (SOFOR), que foron explicadas hoxe polo conselleiro do Medio Rural, Samuel Juárez, e o director xeral de Montes, Tomás Fernández-Couto, a máis dun cento de representantes deste sector en Galicia.


O principal obxectivo desta nova figura é facer posible unha xestión máis eficiente e rendible do monte, a partires das pequenas parcelas de propiedade forestal particular existentes. As premisas tidas en conta pódense resumir na procura dunha xestión forestal sostible, baseada na viabilidade económica e a sustentabilidade social e ambiental.


Por outra banda, trátase dun modelo voluntario; de responsabilidade limitada ás aportacións para os socios; baseado no mantemento da propiedade por parte dos titulares dos terreos, que aportan o uso dos mesmos á sociedade; cun obxecto social especificamente orientado á xestión, aproveitamento e comercialización dos recursos de xeito conxunto. Esta figura contempla a posibilidade de incorporación de socios que aporten recursos de capital, debendo manter sempre os propietarios dos terreos as maiorías na toma de decisións.

A través da viabilidade na xestión forestal o que se persigue en definitiva é a consolidación da propiedade particular, a loita contra o abandono do monte e a mellora na prevención dos incendios forestais.

Estudo pormenorizado

A creación das SOFOR partiu dun estudo pormenorizado dos distintos modelos societarios vixentes de cara á súa aplicación no eido forestal.

Ademais, tívose en conta que a maioría da superficie forestal de Galicia é de propiedade particular, sendo a correspondente a monte público de tan só un 3% do total. Ademais, o número de propietarios estímase nuns 600.000 e a propiedade media sitúase nunhas tres hectáreas, dividida á súa vez en ata 15 parcelas de diferente titularidade.

Xa que logo, é evidente que a propiedade do monte en Galicia –agás os montes veciñais en man común– é minifundista e está moi atomizada, factores ambos que condicionan o aproveitamento desta riqueza, que debe aportar rendas e emprego no medio rural galego.

Economías de escala

A partir desta análise, as SOFOR nacen, precisamente, para fomentar a creación de agrupacións de propietarios que xestionen conxuntamente as súas propiedades acadando economías de escala e, por outra banda, para promover o investimento público e privado (empezando polos propios propietarios) e o acceso ás distintas fontes de financiamento dispoñibles para outros sectores, recursos todos eles necesarios para unha efectiva capitalización do monte que xere as tan necesarias rendas económicas para a propiedade, xa que se considera que non é posible unicamente con investimento público mobilizar o monte privado.

Trátase dun cambio drástico na orientación da xestión forestal tamén no eido ambiental, xa que este modelo de agrupación de propietarios vai ter unha incidencia directa en aspectos coma o freo ao proceso de abandono do monte, a diminución do risco de incendios forestais ou mesmo para axudar na fixación de gases de efecto invernadoiro.

Ademais, nas SOFOR cabe tamén o concepto multifuncional do monte, no sentido de contemplar este recurso non só no que atinxe ao aproveitamento da madeira, senón tamén doutras importantes producións, caso dos froitos (castañas, cogomelos, etc.) ou o ordenado aproveitamento de pastos nos terreos forestais, entre outras.

Fórmula voluntaria

Fronte a esta nova fórmula societaria voluntaria e dirixida ao propietario forestal, as Unidades de Xestión Forestal (UXFOR) promovidas polo anterior goberno galego non dan resposta a estas necesidades. Son entidades de dereito administrativo ás que se encomenda a xestión dos terreos forestais. Son forzosas para ata o 50% da propiedade e unicamente contemplan a obriga do cumprimento dun instrumento de xestión forestal aprobado pola Administración. Non contemplan o aproveitamento e comercialización conxunta das producións forestais, xa que responden máis a un modelo de reorganización da propiedade e imposición dun instrumento de xestión aos propietarios implicados.

Ademais, as UXFOR –tal e como foron deseñadas– constitúen, na práctica, entes instrumentais da propia Comunidade Autónoma, equiparables ás entidades dependentes da Administración, e concebidas sobre todo para a prevención de incendios forestais, o que as imposibilita como instrumento eficaz para a xestión rendible dos montes.

Por outra banda, cómpre sinalar que a día de hoxe ningunha iniciativa relacionada coas UXFOR chegou á fase de solicitude de constitución.

ANEXO. Comparativa UXFOR – SOFOR

Fuente: http://mediorural.xunta.es/